Enfermería directiva

JESÚS SANZ VILLOREJO, DTOR. DE ÁREA DE FISIOTERAPIA Y PODOLOGÍA DE LA UNIVERSIDAD EUROPEA DE MADRID Y PRESIDENTE DE ANDE

“Es impensable desarrollar la asistencia sin las TIC”


Considera que las nuevas tecnologías resultan imprescindibles en las organizaciones sanitarias

Javier Barbado / Imagen: Diego S. Villasante. Madrid. Los próximos 26, 27 y 28 de mayo se celebran las 21º Jornadas Nacionales de Supervisión de Enfermería-Enfermeras Gestoras. La entidad organizadora, que preside el entrevistado, constituye la principal referencia para los directivos de Enfermería e interesados, en general, en cuanto tiene que ver con la gestión sanitaria desde el punto de vista de la profesión enfermera. En esta ocasión, aunque las jornadas comienzan y concluyen centrándose en el ciudadano y paciente como “centro cardinal” de la atención enfermera, se expondrán varios asuntos que atañen al colectivo profesional como el Grado del Plan de Bolonia o la directiva europea para prevenir accidentes biológicos del personal sanitario. Asimismo, la cita sirve de plataforma de presentación del prestigioso Congreso Nacional de Hospitales, organizado en parte por ANDE y por la Sociedad Española de Directivos de la Salud, y que se celebra en Madrid en abril de 2011.

La cita coincide con las elecciones de ANDE, en las que se renueva la Junta Directiva al completo. ¿Aspira a ser reelegido? ¿Qué otros candidatos se presentan?

En efecto, dentro de las 21º Jornadas de Supervisión de Enfermería-Enfermeras Gestoras, se celebra también el proceso electoral de la Asociación Nacional de Directivos de Enfermería (ANDE). Estas elecciones, por los estatutos, se celebran cada dos años. Y, efectivamente, se produce una renovación completa de la Junta directiva (es un proceso electoral relativamente corto). En su momento así se valoró, debido a que en los puestos de los directivos sanitarios (y los de Enfermería no son una realidad distinta) hay una gran movilidad. Y hay poca profesionalización, uno de los elementos por los que apuestan ésta y otras asociaciones relacionadas con el ámbito de la gestión sanitaria.

En cuanto a la pregunta, tengo intención de presentarme a la reelección. Entendemos que el proyecto todavía no está concluido. Tenemos iniciativas e inquietudes para seguir apostando por las enfermeras gestoras y esto nos motiva a volvernos a presentar.

¿En qué momento de las jornadas se llevará a cabo el proceso electoral y cuándo se harán públicos los resultados?

El día 27 está convocada una Asamblea ordinaria. Se trata del foro en el que se rinden cuentas a los asociados y se presentan la memoria, los aspectos relacionados con el presupuesto… A continuación tendremos la Asamblea extraordinaria donde se celebra el proceso electoral. Siempre lo realizamos en el seno de las Jornadas de Supervisoras-Enfermeras Gestoras y este año toca hacerlo el día 27.

¿Puede hacerme un balance de los últimos años?

Creo que, en los últimos años, la asociación ha vivido una trayectoria de consolidación en la que hemos realizado proyectos como la revista Tesela; la colaboración en este momento con Sanitaria 2000 [grupo empresarial editor de Publicación Médica de Directivos de la Salud]; el proyecto Séneca en relación con la Seguridad del Paciente; estamos consolidando la presencia en comunidades autónomas mediante jornadas de un solo día en las que se debaten temas de interés (el año pasado organizamos una en Barcelona, otra en Madrid y otra más en Valencia); también estamos manteniendo relaciones con otras asociaciones tanto del ámbito de la Enfermería como de la gestión sanitaria… En este sentido, creemos que tenemos la responsabilidad de profundizar en el proyecto.

¿Qué le parece la elección del Comité Organizador para la conferencia inaugural? Hábleme de su impresión sobre Antonella Broglia.

Es una apuesta personal de doña Carmen Yarritu, que es la presidenta del Comité Organizador y que es la vocal de la asociación en el País Vasco [véase entrevista en Publicación Médica de Directivos de la Salud]. Ella ha tenido la oportunidad de escucharla en otros foros y, bueno, siempre nos gusta dar la posibilidad de inaugurar las jornadas mediante alguien que aporte una visión distinta, desde fuera, de lo que puede ser el ámbito sanitario.

Antonella Broglia es doctora en Derecho por la Universidad de Móneda; es una magnífica conferenciante y va a hablar sobre El paciente reinventado: un paseo por las innovaciones científicas, tecnológicas y culturales más relevantes en el mundo de la salud.

En estas jornadas ha habido siempre una preocupación por centrarnos no solamente en los aspectos puramente técnicos de lo que es la gestión enfermera, sino también en cómo nuestras decisiones, cómo el trabajo del día a día de las enfermeras gestoras, repercuten en el paciente. Hemos hablado de la seguridad en jornadas anteriores y, concretamente en éstas, estamos especialmente preocupados por hablar de la participación del paciente en la toma de decisiones de su proceso asistencial.

Por esto, en la conferencia inaugural, hablaremos del paciente reinventado. Pero si analizamos el programa podemos ver que, en la mesa de debate del último día, que puede considerarse el colofón de las jornadas, se hablará del “ciudadano en el ejercicio de su derecho a la toma de decisiones en relación a su salud”. Así que, de alguna manera, empezamos y cerramos las jornadas tratando de colocar al paciente en lo que verdaderamente es: el centro del sistema sanitario y, por lo tanto, el centro de nuestra atención.

La propia Carmen Yarritu nos confirmó que 22 empresas expondrán sus stand en la feria comercial, incluidos diversos patrocinadores como, por ejemplo, los colegios profesionales autonómicos. ¿Qué datos maneja como presidente en cuanto a repercusión y audiencia del Congreso (ediciones anteriores), sin duda de interés para los expositores?

En este momento ya estamos hablando de 31 expositores. Se trata del único foro de encuentro de las enfermeras gestoras que se desarrolla, realmente, como un acto específicamente relacionado con la gestión en la Enfermería (también participamos en otros foros: por ejemplo, en el Congreso Nacional de Hospitales).

Son unas jornadas consolidadas (como lo demuestra que sean las 21º jornadas). Normalmente, en los últimos años, venimos convocando a más de mil asistentes, lo cual habla de su éxito y de su poder de convocatoria. Solemos tener asistentes y casas comerciales muy fidelizadas. Es verdad que este año, debido a la crisis, ésta se puede estar notando, ya que, a la hora de hablar con las casas comerciales, de alguna manera nos verbalizan las dificultades que les supone la crisis económica. Pero entendemos que hablamos de unos datos satisfactorios que nos hacen presagiar que las jornadas se desarrollarán satisfactoriamente tanto por la participación como por la asistencia u la colaboración de las casas comerciales.

Plan de Bolonia, siete especialidades enfermeras, sistemas de información (TIC), prescripción enfermera, profesionalización de la gestión, sostenibilidad… ¿Cuál cree que es la cuestión esencial en estas jornadas, de la que se darán a conocer más novedades?

Sería difícil contestar. He tenido la suerte de participar en todas las reuniones del Comité Organizador y del Comité Científico, donde se hace una “tormenta de ideas” sobre cuál va a ser el lema, cuáles son las áreas temáticas… Inicialmente hay muchas propuestas y, de las seleccionadas, no sabría darle más importancia a una que a otra.

En principio, dependiendo del ángulo y de la óptica desde los que se analice, y dependiendo de la preocupación de cada uno de los profesionales que se acerque a la jornada, unas tendrán más repercusión que otras. Por ejemplo, si hablamos del tema de Bolonia, esto representa cómo alcanzar un viejo sueño de la profesión enfermera: la titulación de Grado. Llevábamos mucho tiempo reivindicando la Licenciatura para colocarnos al mismo nivel que otras titulaciones, de modo que se nos permitiese acceder por una vía directa para poder general nuestro propio conocimiento. Esto, verdaderamente, es una gran oportunidad profesional porque los nuevos titulados salen con unas nuevas competencias que nos permitirán realizar mejor nuestra actividad asistencial (relacionado con las enfermeras gestoras, tener mejores profesionales que realizan la gestión de Enfermería). Y también supone un crecimiento profesional, porque el título de Grado, con su máster correspondiente, da, como digo, acceso directo al doctorado, que es también una vieja reivindicación profesional.

En cuanto a las TIC, en el momento en que viven las organizaciones sanitarias, pensar que la actividad asistencial pueda desarrollarse sin el apoyo de tecnologías, sin que los planes de cuidados, por poner un ejemplo, puedan estar en un soporte informático… es algo absolutamente impensable (aunque no sea todavía una realidad en el cien por cien de los hospitales del país).

Por otro lado, hay otra línea como es la participación del ciudadano en los diferentes niveles de la actividad asistencial, que sería tal vez la más importante porque es una constante entre nuestras preocupaciones. Y cómo nuestra toma de decisiones como enfermeros gestores influye en asuntos como la sostenibilidad: cómo creamos entornos de trabajo saludables, cómo creamos unas condiciones laborales en las que los profesionales puedan desempeñar su actividad de manera más satisfactoria, lo que al final repercutirá, sin duda, en la calidad de los cuidados.

Llama la atención la Mesa Redonda sobre libre elección de enfermera en la Comunidad de Madrid (a cargo de Carmen Ferrer Arnedo). ¿Es un fenómeno insólito en España escoger enfermera? ¿No le parece que se retrasa la aplicación de la ley, pese a que fue aprobada por la Asamblea de Madrid a finales del año pasado?

Es una impresión que tenemos todos. Yo creo que el cambio de consejero siempre condiciona que los procesos, o la toma de decisiones, sufran cierto enlentecimiento (no pienso que se vaya a abandonar el modelo, pero supongo que, a la persona que viene de otra Consejería, le lleva un tiempo tomar las riendas de otra).

Como experiencia, es realmente única y es la primera que hay en España de estas características. Es obvio que este tema divide a los profesionales, ya que no solamente se habla de un modelo determinado de asistencia sanitaria sino que, como está presente en todos los medios de comunicación (sobre todo en los especializados de la Comunidad de Madrid), tiene una carga política o ideológica por la cual el colectivo profesional puede mostrarse dividido en función del análisis que se haga.

Nosotros estamos expectantes ante lo que pueda suceder. Yo creo que el hecho de que el paciente pueda elegir a la enfermera es algo positivo, pero habrá que ver qué da de sí verdaderamente. Habrá que analizar cómo se comporta el ciudadano, a medio plazo, ante esta posibilidad de elección, si verdaderamente hará uso de ella o tenderá a elegir el centro más cercano a su casa y la enfermera que le ha venido tratando. En principio, la valoración que la población tiene de sus médicos y enfermeras es muy alta y, en este sentido, probablemente, la libre elección de enfermera no comporte grandes cambios respecto de lo que sucede en estos momentos. Pero habrá que verlo.

Ha mencionado la revista Tesela que, si no me equivoco, se da a conocer en el encuentro y es la única en su categoría especializada en gestión enfermera. ¿Puede hablarme de ella?

Sí. Es una revista fruto de la colaboración entre la asociación y [la Fundación] Index. Es electrónica, se publican dos números al año y tienen acceso libre todos los asociados y todos aquellos profesionales que entren en la plataforma Index (concretamente en el entorno Cantárida, que engloba a otras muchas revistas de diversas asociaciones científicas. En ella intentamos recoger las publicaciones, reflexiones e inquietudes de las enfermeras gestoras en el desarrollo de su labor profesional, y también aquellas comunicaciones o experiencias que son más significativas en las Jornadas de Supervisión como para tener cabida en la revista y poder publicarlas.

Para nosotros es una oferta superinteresante. Creemos que una asociación como la nuestra debe tener un soporte científico. No es una revista de divulgación, sino de artículos científicos y, en este sentido, aunque pueda parecer que dos números al año no son mucho, elaborarla con una calidad contrastada constituye un esfuerzo muy importante de la directora de la revista, que es Patricia Gómez Picard, y de todo el consejo de Redacción. Desde la Junta directiva nos sentimos muy satisfechos de poder continuar con esta revista.

Quiero preguntarle por una cuestión de actualidad: la recién aprobada directiva europea que obliga a aplicar el Convenio Marco para la Prevención de las Lesiones causadas por los Instrumentos Cortantes y Punzantes. Como bien sabe, el Consejo General de Enfermería ha sido uno de los principales promotores de la normativa. Hay un póster específico sobre ello en las jornadas, que será defendido por el presidente del citado consejo, Máximo González Jurado. ¿Tiene datos o impresiones que apunten a que España cumplirá a tiempo la directiva en la totalidad de sus centros sanitarios (dispone sólo de tres años)? Porque, al parecer, algunas comunidades no cumplen todavía las normas de bioseguridad desarrolladas a partir de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales…

En primer lugar debo felicitar, como presidente de la Asociación Nacional de Directivos de Enfermería, al Consejo General de Enfermería y a la figura de su presidente, Máximo González Jurado, porque verdaderamente ha sido un firme impulsor, desde el primer momento, de que haya una normativa sobre este importante riesgo laboral para los profesionales sanitarios tanto a nivel de España como de la Unión Europea. La verdad es que esta directiva no es fruto de la casualidad, porque hay un importante nivel de incidencia (así lo demuestran distintos estudios como el Epinetac). Así que, en este sentido, damos nuestro reconocimiento.

En España, afortunadamente, antes de que saliese la directiva ya se venía trabajando en este sentido, y hay muchas comunidades autónomas que tienen legislación en relación con la bioseguridad y con la protección e incluso con los dispositivos que hay que utilizar o de los que debe proveer la Administración a los profesionales para que no corran este riesgo. Incluso el tema fue abordado en un Consejo Interterritorial en el que se le dedicó una partida presupuestaria para realizar los pertinentes estudios. Por lo tanto, aunque es verdad que no todas las comunidades tienen desarrollada una legislación en este sentido (es verdad que hay algunas que sí la tienen; la de Madrid, por ejemplo), creo que el plazo que se establece (de tres años) no es excesivo para que todas las comunidades autónomas puedan adaptar la normativa a esta directiva.

Por último, en las jornadas también se aprovechará para presentar el 17º Congreso Nacional de Hospitales. ¿Se darán a conocer nuevos datos o se trata de un simple recordatorio?

El Congreso Nacional de Hospitales lo organiza conjuntamente Sedisa (la Sociedad Española de Directivos de la Salud) y la Asociación Nacional de Directivos de Enfermería, es decir, es un proyecto común y compartido. Mientras que las Jornadas [de Supervisión de Enfermería] son un foro en el que los enfermeros discutimos sobre aspectos muy específicos de la Enfermería, el Congreso Nacional de Hospitales cubre todo el ámbito de la gestión sanitaria (aunque se mantenga el nombre “de Hospitales” como una marca, también aborda asuntos de Atención Primaria y sociosanitarios).

Por lo tanto, nosotros tenemos un gran interés en que todos los profesionales que asisten a las jornadas conozcan cuándo se celebra el Congreso, cuáles son los planteamientos, cuál será el lema (que no desvelaré en esta entrevista por respeto al presidente [del Comité Organizador] del Congreso, César Pascual)… Esto demuestra en todo caso nuestra preocupación y nuestro apoyo para que el Congreso Nacional de Hospitales siga adelante, y también para motivar una importante presencia enfermera en el mismo. En ese Congreso, los enfermeros y otros profesionales de la gestión sanitaria compartimos nuestras experiencias de trabajo en equipo, lo cual es fundamental (si no, las instituciones sanitarias, difícilmente lograrían sus objetivos). Es, pues, la consecuencia de una excelente relación ente Sedisa y ANDE, y la apuesta por otro de nuestros actos científicos preferentes.