¿Quiere recibir la Publicación de Directivos de la Salud en su correo de forma gratuita?
Miércoles, 03 de junio de 2015   |  Número 106 Año V
Acceda a nuestra hemeroteca
SUELE FIJARSE EN LOS 50 AÑOS
Los directivos estudian elevar la edad indicada para cirugía ambulatoria
El Complejo Hospitalario de Sevilla aumenta la edad media del candidato a recibirla
 
Javier Barbado. Madrid
Gerentes y profesionales de la sanidad pública cooperan para inflar la bolsa de pacientes que recibe cirugía mayor ambulatoria (CMA) y proponen, en el caso de patologías específicas, aumentar la criba de edad, ahora fijada en los 50 años, para la indicación de este tipo de intervenciones.

César Pascual, vicepresidente de Sedisa, y José Francisco Díaz Ruiz.

En este contexto, el gerente de los hospitales de Sevilla Virgen Macarena y Virgen del Rocío, Manuel González, ha confirmado la puesta en marcha inminente de un proyecto consensuado con los profesionales sanitarios que diversifica por servicios y unidades clínicas la práctica de esta clase de cirugía, de modo que éstos absorben “de forma mayoritaria pero no exclusiva” el cometido de resolver por esa vía determinada clase de patologías. En concreto se espera que el Virgen Macarena se quede “con un paquete importante” de la CMA relacionada con la Cirugía General, en tanto que, por ejemplo, la asociada a la Oftalmología correrá a cargo del Hospital Duque del Infantado.

Asimismo, González ha informado del proyecto de subir la media de edad requerida para incluir a los enfermos en la práctica de la CMA en Cirugía General, hernia y colecistectomía. Por otra parte, el presidente de la Federación Española de Empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin), Enrique Álvarez, ha defendido el riesgo compartido como fórmula contractual entre las administraciones sanitarias y las empresas tecnológicas “para facilitar el acceso a los recursos y a la innovación”, pues, en su opinión, la mera relación comprador-proveedor no sirve para avanzar.

Además, el presidente de la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH), José Luis Poveda, ha calificado de crítica la necesidad de ampliar el horizonte de la farmacia más allá del hospital, lo cual no significa –ha aclarado– que sustituya a de carácter comunitario, pues esa apertura tendrá un gran impacto económico en el Sistema Nacional de Salud (SNS).

En su intervención, el gerente del Grupo Hospital Moncloa, Juan José Fernández Ramos, ha abogado por internacionalizar la sanidad española pues, tal como él lo ve, aporta un valor añadido que no debe desaprovecharse, y, en este sentido, ha pedido un Pacto de Estado para concretar la cartera de servicios teniendo en cuenta su crecimiento a partir de la I+D+i.

‘Médico clínico 3.0’Otro de los ponentes, Domingo Marzal, jefe del Servicio de Cardiología del Complejo Hospitalario de Mérida, ha introducido en el foro un concepto de nueva cuña: el médico clínico 3.0. Según ha explicado, tiene que ver con la realidad de que los clínicos no se limiten a ejercer la Medicina de forma óptima tanto desde el punto de vista científico como de relación con el enfermo, sino que, además, tenga muy presente la gestión eficiente de los recursos de que dispone a partir de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC).

El gerente del Hospital Moncloa de Madrid aboga por internacionalizar la sanidad
Por último, el presidente de la Sociedad Catalana de Gestión Sanitaria, Pere Vallribera, se ha referido al impacto directo en resultados de salud de la gestión llevada a cabo por los directivos, y ha puesto como ejemplo la comparación publicada en el Servicio Nacional de Salud británico (NHS) entre hospitales, donde se prueba que desterrar prácticas carentes de evidencia científica influye de forma contundente en la adecuada atención de los pacientes.

80 euros menos por cada paciente cardiaco gracias a los fármacosLa innovación del sector sanitario privado tanto en tecnología como en medicamentos, y su repercusión en el ahorro de los hospitales públicos, han sido puestas de manifiesto por el director general del Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (IDIS), Manuel Vilches, en cuya intervención se ha dado a conocer el dato de que, por ejemplo, la incursión en su momento de fármacos indicados para patología cardiovascular logró reducir los costes hospitalarios en 80 euros por cada enfermedad tratada entre los años 1995 y 2003.

Por otro lado, las tecnologías médicas aplicadas de manera correcta poseen un importante potencial para mejorar la productividad y la eficiencia de los sistemas sanitarios, supliendo déficit de personal, mejorando la salud de la población, permitiendo más años de vida productiva y conteniendo los costes sanitarios. “Nuestra obligación es la de investigar, actualizar y apostar por tecnologías de calidad que mejoren el diagnóstico y el tratamiento. Entre los objetivos del sector sanitario privado está seguir invirtiendo en tecnología puntera en todos los ámbitos entre los que las tecnologías de diagnóstico seguirán siendo un área destacada de inversión en el sector”, ha ratificado Vilches.

La tecnología mejora la productividad y la eficiencia de los sistemas sanitarios
Y en este contexto, se puede mencionar que los hospitales privados realizan ya más de un millón de pruebas de resonancia magnética (RM) y 873.000 TAC. Asimismo, cuentan con equipamientos tecnológicos innovadores (resonancia magnética de alto campo, TAC multicorte y técnicas híbridas como el PET-TAC o el PET-RNM) que permiten tener una mayor precisión diagnóstica, reducir los tiempos de medición y aumentar la seguridad del paciente, entre otros beneficios.

Para Vilches, “la calidad de los procesos y procedimientos, la innovación disruptiva e incremental, los profesionales sanitarios y la lógica del modelo asistencial adaptado a los tiempos configuran los cuatros ejes sobre los que deben pivotar los resultados en salud, debido a que ellos, por sí mismos, conforman el parámetro más relevante de una asistencia centrada en el paciente”.

 “Desde IDIS somos conscientes de que no existe todavía un sistema universal y unánimemente aceptado de reconocimiento de la calidad en el ámbito asistencial. Por ello, hace unos meses pusimos en funcionamiento el sistema de Acreditación QH (Quality Healthcare) de reconocimiento a la excelencia en calidad asistencial, que pondera los atributos de calidad y seguridad de los centros asistenciales en España, junto con la colaboración de la Sociedad Española de la Calidad Asistencial (SECA) y la Asociación Española para la Calidad (AEC)” ha recordado.

 

| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2018 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com