¿Quiere recibir la Publicación de Directivos de la Salud en su correo de forma gratuita?
Miércoles, 03 de junio de 2015   |  Número 106 Año V
Acceda a nuestra hemeroteca
JOSÉ LUIS LÓPEZ ESTEBARANZ, JEFE DEL SERVICIO DE DERMATOLOGÍA DEL HOSPITAL FUNDACIÓN ALCORCÓN DE MADRID
“La ‘unidades colaborativas’ reducen el gasto hospitalario”
La acción coordinada de dos o más especialidades médicas acelera el alta de los enfermos
 
Javier Barbado. Madrid

El jefe del Servicio de Dermatología del
Hospital Fundación Alcorcón de Madrid, José Luis
López Estebaranz..

Los hospitales Fundación Alcorcón de Madrid, Parc Taulí de Barcelona y Basurto de Bilbao son pioneros en fijar un método de trabajo en forma de unidades colaborativas que coordina a especialidades médicas y enfermeras para aumentar la eficacia y eficiencia de los tratamientos.

¿Qué son las unidades colaborativas entre Dermatología y Reumatología?

Son unidades multidisciplinares que se establecen entre Dermatología y Reumatología para dar respuesta a patologías comunes, fundamentalmente la artritis psoriásica y la psoriasis, aunque también se pueden hacer extensibles a otras enfermedades como el lupus eritematoso, dermatomiositis u otras enfermedades inmunológicas. En estas patologías, el abordaje conjunto derma-reuma permite una aproximación más integral al paciente.

¿Desde cuándo funcionan en el Hospital Fundación Alcorcón?

Desde hace más de un año, tenemos una unidad multidisciplinar de derma-reuma en el Hospital Universitario Fundación Alcorcón.

En esta unidad, colaboramos un dermatólogo y un reumatólogo, y también trabajamos con una enfermera especializada en el control y seguimiento de estos pacientes. Además, hemos establecido unos programas de colaboración con otras especialidades.

Esta unidad colaborativa multidisciplinar está enfocada para el manejo y el tratamiento de la psoriasis y la artropatía psoriásica, para el abordaje de la enfermedad articular, la cutánea y otras comorbilidades que se asocian a estos pacientes con frecuencia, como son la enfermedad cardiovascular, obesidad, hipertensión, diabetes, etc.

¿Existen otros centros hospitalarios en España que recurran a la misma fórmula?

Sí, se han implantado en los últimos años. Nosotros hemos sido pioneros junto con el Hospital Parc Taulí en Barcelona y el Hospital Basurto en Bilbao, que han sido de los primeros en establecerlas. Además, ahora se están empezando a crear en otros hospitales de referencia a nivel nacional.

¿Qué grado de eficacia han demostrado, hasta la fecha, las terapias biológicas (por ejemplo, en el caso de la psoriasis)?

Llevamos ya varios años utilizando las terapias biológicas y han demostrado una alta eficacia en el manejo de los pacientes con psoriasis y con artropatía psoriásica. Las terapias biológicas son eficaces, tanto en la faceta dermatológica cutánea como en la faceta articular. Además, previenen el daño articular y pueden revertir esta afectación.

La Comisión Europea, en un informe publicado la semana pasada, insta a España a contener su gasto farmacéutico hospitalario: ¿resultan eficientes las terapias biológicas a largo plazo, y, por tanto, deberían los hospitales españoles invertir en ellas?

El coste de un tratamiento no es solo el coste del medicamento, sino que también hay que contemplar el coste que puede suponer el personal sanitario, uso de hospital de día o gastos de hospitalización. Sin duda, en un escenario de contención del gasto sanitario es importante establecer las indicaciones precisas y optimizar el gasto.  Por otra parte, conviene destacar el beneficio derivado de un tratamiento que evita comorbilidades, daño articular y estructural y bajas laborales. 

La terapia biológica en la psoriasis ha supuesto un paso más allá en la mejora de los pacientes con psoriasis y con artropatía psoriásica, ya que reducen las lesiones cutáneas, la lesión articular, evitan la progresión de la enfermedad y mejoran la calidad de vida.

Por otro lado, la instauración de estas unidades multidisciplinares ha demostrado que evitan duplicidades en cuanto a consultas, por un lado al dermatólogo y luego al reumatólogo. También permiten realizar un diagnóstico precoz de la artropatía psoriásica y un abordaje más integral del paciente con psoriasis o con artropatía psoriásica, así como de los pacientes que además tienen asociadas otras comorbilidades, como el riesgo cardiovascular.
 

 

| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2018 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com