¿Quiere recibir la Publicación de Directivos de la Salud en su correo de forma gratuita?
Lunes, 21 de mayo de 2012   |  Número 55 Año III
Acceda a nuestra hemeroteca
EN LA ÚLTIMA REUNIÓN DE SU “INCUBADORA DE IDEAS”
El Clínico de Madrid propone crear pymes “de base tecnológica” para rentabilizar los fondos para I+D+i
La Escuela de Organización Industrial colabora con el centro en este proyecto innovador

Javier Barbado. Madrid
El Hospital Clínico San Carlos de Madrid, por medio de su Unidad de Innovación, ha propuesto la creación de “empresas de base tecnológica” que aprovechen el conocimiento generado por el centro y se muestren atractivas para su financiación por parte de inversores privados, ya que, de ese modo, se rentabilizaría la partida de I+D+i aportada por los fondos públicos, tal como ha razonado a este periódico el director de la citada área hospitalaria de trabajo, Julio Mayol.

Julio Mayol, director de la Unidad de Innovación del Clínico San Carlos.

La propuesta –en la que también está involucrada la Escuela de Organización Industrial (EOI)–, fue dada a conocer en la última reunión de la “Incubadora de Ideas”, plataforma creada por la Unidad que dirige Mayol que se reúne de forma periódica en el centro (aunque, en adelante, también lo hará en la Agencia Pedro Laín Entralgo de la Comunidad de Madrid e incluso en la sede del Instituto de Salud Carlos III), que tuvo lugar a finales del mes de abril y que también sirvió para difundir otros proyectos, como el sistema de gestión de la imagen radiológica de la compañía AGFA o el de historia clínica electrónica del País Vasco “Osabide Glogal”.

“El programa de creación de empresas de base tecnológica, lanzado conjuntamente por el Hospital Clínico San Carlos y la Escuela de Organización Industrial, sirve para que, a partir de ideas del entorno sanitario –es decir, creadas por profesionales de la salud–, se consiga promover la creación de nuevas pequeñas y medianas empresas que pongan en la sociedad el conocimiento y que lo transfieran”, precisó Mayol. Desde su punto de vista, de ese modo el conocimiento científico no se reduce a publicaciones que, al menos a la sociedad, de poco le sirven, y, en cambio, “se logra que el conocimiento estimule el tejido productivo español, y, en segunda instancia, que retorne al sistema y mejore la eficiencia y efectividad de los tratamientos y la seguridad de los pacientes”. “Buscamos un cambio de modelo de negocio para que la investigación creada en España retorne a ella”, resumió.

“La Incubadora de Ideas es una marca registrada por nosotros que consiste en una sesión abierta al público en la que, por lo general, dos grupos del hospital y uno de fuera (o, a veces, al revés: dos externos y uno del propio centro) se juntan para presentar ideas o proyectos”, aclaró Mayol para, acto seguido, confirmar que la próxima cita será en la Pedro Laín Entralgo el próximo 28 de junio. En cuanto a las Unidades de Innovación como la que él dirige, recordó que se trata de iniciativas promovidas en su momento por el Instituto de Salud Carlos III que sirven de apoyo a los hospitales y que permiten “aprovechar el conocimiento que se genera en ellos para terminar produciendo tecnología que se explota por parte de las empresas españolas”. De acuerdo con sus puntualizaciones, en España existen, en este momento, catorce unidades hospitalarias de este tipo: tres en Cataluña, cuatro en la Comunidad de Madrid y otras cuatro en el resto del país. “La Incubadora de Ideas pertenece a nuestra Unidad de Innovación y su meta es impulsar la creatividad y la difusión de las ideas innovadoras a nivel no solo hospitalario o nacional sino también internacional”, señaló.
| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2018 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com