¿Quiere recibir la Publicación de Directivos de la Salud en su correo de forma gratuita?
Lunes, 25 de abril de 2011   |  Número 30
Acceda a nuestra hemeroteca
SE PRESENTA EN UN PROGRAMA ESPECÍFICO EN LA COMUNIDAD DE MADRID
El 14 por ciento de las infecciones nosocomiales se relaciona con la infección del sitio quirúrgico
Más de 60 hospitales públicos y privados madrileños se incluyen en el estudio presentado

Enrique Pita. Madrid
El 5,27 por ciento de los pacientes que se someten a una intervención quirúrgica en los 18 hospitales públicos de la Comunidad de Madrid contraen una infección nosocomial según los datos que se hicieron públicos ayer en una jornada celebrada en el Hospital Universitario Ramón y Cajal de Madrid en la que se presentaron las novedades en el programa “Indicadores Clínicos de Mejora Continua de Calidad” (Inclimecc) relacionado con el registro y la prevención de las infecciones asociadas a los cuidados sanitarios y la mejora de la seguridad del paciente, un aspecto que el coordinador de la jornada y del programa Inclimecc, Vicente Monge, resaltó como uno de los más importantes para definir la calidad de un centro.

Vicente Monge.

Este dato, cercano a la media (4,8 por ciento) de los 63 hospitales que participan en este programa es uno de los que se incluye en esta nueva edición de Inclimecc, que según señala Monge, ha optado en su nueva edición por analizar los procedimientos quirúrgicos detectando las posibilidades de mejora en este sentido. “El 14 por ciento de los efectos adversos que se relacionan con las infecciones contraídas por los pacientes en un centro hospitalario corresponden a la infección del sitio quirúrgico”, y en ese punto es donde “se debe actuar”.

Así, existen medidas comunes a todo procedimiento quirúrgico que se deberían tomar para mejorar la seguridad del paciente. En este punto, Monge incide en la preparación prequirúrgica de la persona que será intervenida, factor este que se recoge por vez primera no sólo en Inclimecc sino en cualquier programa del mismo tipo. Aún así, reconoce, “hay cirugías donde es difícil tener tasas bajas de infección porque son sucias, como por ejemplo las intervenciones de colon”. En este sentido, otro de los problemas es el propio perfil del paciente, cada vez mayor y más sensible a contraer una infección.

Una de las grandes novedades que presenta este nuevo programa es la posibilidad de realizar un informe de las infecciones en el mismo momento en que se envían los datos. “Con otros programas, envías los datos y un año después recibes el informe”, resalta Monge, que señala que esta inmediatez permite tomar medidas, pero también compartir las actuaciones puestas en marcha que han logrado mejorar las tasas de infección y tomarlas como ejemplo en otros centros.

El futuro en este campo debe pasar, más allá de adoptar o no el programa Inclimecc, por concienciar a cada gerente de la necesidad de recoger los datos y porque la administración exija esa recogida de acuerdo con unos patrones claros, “unos criterios comunes”, ya que esto “nos permitirá cooperar y mejorar” y permitirá extender entre los propios pacientes una cultura de la seguridad y hará que los hospitales “compitan” por mejorar sus prestaciones y sus medidas de seguridad.
| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2018 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com